Inmejorable @challengeSalou

junio 2, 2015

No os podéis imaginar las ganas que tenía de participar en una prueba organizada por la franquicia CHALLENGE FAMILY. Increíble montaje, increíble ambiente e increíble respeto y cuidado al atleta. Y encima me salió de nuevo el día, así que inmejorable Challenge Salou!

1

2

3

* Imágenes tomadas de internet.

 

Lo reconocéis, verdad? Por lo menos los triatletas decidme que si!

Muchos somos los que en alguna ocasión nos hemos visto atraídos por estas imágenes del Challenge de Roth, uno de los mejores triatlones del mundo. Pero claro, las inscripciones vuelan y aún no me había planteado hacer ningún larga distancia, ahora estoy en el camino y ojalá algún día pueda ir a Roth, todos los amigos que han ido hablan maravillas de esta prueba. Pero no solo de esta, si no de todas las organizadas por Challenge. Así que tenía que comprobarlo en mi cuerpo. Me brindaron la oportunidad de asistir a Salou, acompañado de Melones El Abuelo con nuestro proyecto Los Retos del Abuelo y #hazloporti.

Como os digo me encantó el respeto y el cuidado que tienen con el triatleta, esto, por desgracia, no ocurre en todos los triatlones, algunos solo buscan lucrarse y descuidan que si no estamos satisfechos no volveremos, así de fácil… Pero bueno, eso ya lo vamos descubriendo a medida que vamos participando en diferentes pruebas.

Por lo que respecta a mi, el fin de semana fue inmejorable. Con la buena compañía de mi compañero de fatigas Sergio afrontábamos nuestra última prueba antes de nuestro gran reto, el Ironman de Frankfurt.

 

2 4

6 10 11 12 13 14

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Conseguí salir del agua pronto y muy entero, vaya sorpresa me llevé al ver que llevaba menos de 33 minutos y medio!! Como se notan los entrenos de técnica con Resistentia y los metros acumulados este invierno y por supuesto que mi compañero Juan me volvió a dejar su neopreno para que mis piernas no me lastren, jejeje. Transición larga pero rápida, larga porque tocó andar bastante pues hay mucha arena en la playa de Salou y rápida porque las tengo automatizadas e intento rascar segundos en algo que no me cuesta mucho esfuerzo, simplemente se trata de estar concentrado y tener los gestos interiorizados. En la bici me costó coger mi ritmo y mi cadencia, ya sabéis que es lo que más me cuesta últimamente, tenía marcado por mi entrenador que hiciera la bici como si no hubiese que correr después, intentar darlo todo para correr con cansancio, buscando sensaciones incómodas de cara al Ironman de julio. En los siguientes 60 km conseguí rodar muy bien en el rápido pero exigente circuito a una vuelta que pasaba gran parte por autovía, vaya lujo que corten una autovía para competir! De nuevo transición rápida y lo que más me gusta, correr! Salí disparado dispuesto a sacar todo lo que tenía dentro, corriendo con bastante comodidad a ritmo de 4:35-4:40 m/k, pero en el avituallamiento del 5k me entró flato al beber y tocó cambiar de ritmo… sinceramente pensé: “Esto es bueno de cara a Frankfurt, toca apretar y soportar un esfuerzo mayor al que tenías planteado”. Y así fue, apreté los dientes corriendo justo por debajo de 5 m/k la mayoría de kilómetros, disfrutando de ese sufrimiento extra y haciendo la cabeza más fuerte todavía.

Finalmente paso por meta en 5:05:51, mejorando mi mejor tiempo en media distancia y mejorando tiempos en los tres parciales. Mejor imposible en mi 5º media distancia.

Ahora si, recta final, solo quedan 5 semanas para la traca final, el IRONMAN DE FRANKFURT, 5 julio 2015.

Gracias de verdad a la organización, en especial a Silvia Comeche, a Melones El abuelo por acompañarme de nuevo en esta aventura y a mi compañero Sergio por compartirlo. A los fotógrafos. Y a todos los amigos y a mi mujer por los ánimos, sin vosotros no estaría aquí.

Seguimos!