Las notificaciones del móvil están arruinando tu productividad

septiembre 14, 2016

¿Has oído hablar de la multitarea?

Ser una persona multitarea no significa tener que hacerlo todo y todo a la vez. A día de hoy la nueva forma de trabajo ideal es centrándote en una misma actividad, llamado también mono tarea, y al acabar pasar a la próxima, incluyendo un pequeño descanso de unos 5 minutos entre tareas, como te aconsejaba la semana pasada.
A mucha gente le resulta difícil centrarse en una sola tarea. Constantemente estamos siendo bombardeados por estímulos, medios sociales con actualizaciones en tiempo real, mensajes de texto tipo WhatsApp, alertas de correo electrónico, menciones en Twitter, Facebook, Instagram, notificaciones de Trello o Evernote, clientes, padres, abuelas, colegas y al que no conoces de nada spameando a través de Linkedin… Todos tienen la capacidad de bombartearte, si te dejas, claro.

Notificaciones móvil apagadas para ser más productivo

 

Sólo hay una respuesta: apaga todas las notificaciones. Es así de sencillo, probado por mí en los últimos 5 meses. Antes tenía pocas, pero el mail y el whatsapp no paraban de arruinar mi concentración. Ahora solo tengo 3 notificaciones, Google Calendar, Trello y las llamadas, así de simple. Y no siempre, cuando entro a reuniones o voy a entrenar dejo el móvil siempre en modo reunión y me centro en lo que tengo delante. Y cuando digo no tener notificaciones me refiero que ni me suena el móvil ni se enciende la pantalla, nada.
El hecho de tener las notificaciones activadas hace casi imposible que evitemos periódicamente la comprobación de mensajes. Los últimos estudios dicen que cada uno de nosotros comprobamos el teléfono una media de 150 veces al día, 150! En serio, no tienes nada mejor que hacer. La razón de ello deriva en parte por el deseo de sentirse conectado y como un calmante al estrés del día día. Se dice que la comprobación del teléfono convulsiva es un intento de reducir la ansiedad, debido a que la recepción de notificación produce un bucle de recompensa en el cerebro, que obliga a repetir la acción una y otra vez en busca de más recompensas, en forma de notificaciones.
El hecho de sentirse mejor no es una cosa mala, pero está comprobado que hay otras maneras de conseguirlo. ¿Seguro que la única manera de sentirte bien es tener una notificación de una mención en Twitter? Si es así tienes un problema mayor de lo que estás pensando… esto lo único que hace es bajar nuestra productividad y crear frustración cuando no tenemos a nadie llamando a la puerta de nuestra móvil.

¿Cuál es el coste? Baja productividad

El coste es una falta de concentración en el trabajo y una considerable pérdida de productividad. ¿Alguna vez has probado a hacer la misma actividad teniendo el teléfono cerca y sin tenerlo? Te aconsejo que lo pruebes, que analices y lo midas, en tiempo y en resultado. Está demostrado que no es suficiente dejar el móvil en vibración, ya que las notificaciones aunque no cojamos el móvil nos siguen distrayendo, el mero hecho de escuchar o sentir el móvil ya nos desconcentra.
Te repito mi consejo: cuando quieras concentrarte usa el modo avión.
El simple hecho de tener las notificaciones apagadas o directamente sin móvil o móvil apagado, hace que nos veamos obligados a tomar decisiones más conscientes, más acertadas y a realizar el trabajo más rápido, lo cual se traduce en tiempo más libre para otras actividades.
Como consejo final te pido que lo pruebes, que te centres en lo que tienes delante, sea un cliente, sea un amigo, o sea tu hobby favorito, céntrate en el y exprímelo, cuando lo acabes pasa a la siguiente tarea con la misma intensidad.